AkzoNobel innova en prevención de incrustaciones marinas con tecnología UV-LED

AkzoNobel desarrollará una revolucionaria tecnología para la prevención de incrustaciones la cual utiliza diodos emisores de luz ultravioleta (UV-LED). Esta solución innovadora, que utiliza una tecnología subyacente desarrollada por Royal Philips, se aplicará a la Obra viva para eliminar el crecimiento de incrustaciones.


Al unir los conocimientos tecnológicos de vanguardia sobre protección de superficie contra incrustaciones marinas de AkzoNobel con las capacidades y propiedad intelectual inigualables de Royal Philips en iluminación y electrónica UV-LED, las dos compañías apuntan a desarrollar una solución económicamente viable para la prevención de incrustaciones bajo el agua.


La innovación integrará diodos emisores de luz ultravioleta en un esquema de recubrimiento protector que permitirá que la luz ultravioleta se emita desde la superficie del recubrimiento, proporcionando la prevención total de la acumulación de bioincrustaciones en la superficie del área protegida.


La solución totalmente libre de biocidas proporcionará un rendimiento innovador y ofrecerá una prevención completa de incrustaciones en los cascos de barcos y embarcaciones. El control total de la bioincrustación representa un beneficio económico y ambiental sustancial, y cuando se realice, el impacto de esta nueva tecnología en los propietarios y operadores de embarcaciones será enormemente significativo.


"En nuestra iniciativa de Control de incrustaciones sostenibles, exploramos y desarrollamos activamente alternativas a las soluciones basadas en biocidas", dijo Oscar Wezenbeek, Director de AkzoNobel Marine and Protective Coatings. "Este desarrollo es una gran prueba de nuestro continuo enfoque en ofrecer soluciones ecológicas a nuestros clientes".


AkzoNobel ha sido pionero en el desarrollo de recubrimientos marinos sostenibles, después de haber presentado el primer recubrimiento antiincrustante libre de biocidas de la industria, Intersleek, en 1996. El producto, una verdadera revolución en ese momento, presentó a AkzoNobel grandes deafíos de desarrollo . Desde entonces, Intersleek ha ayudado a los propietarios de embarcaciones a ahorrar más de $ 3 mil millones de combustible y 32 millones de toneladas de CO2 y continúa desempeñando un papel de liderazgo en el compromiso de la compañía para hacer embarcaciones más sostenibles.


A pesar de la complejidad de este proyecto, AkzoNobel confía y espera que la tecnología revolucione por completo la industria de control de incrustaciones. Inicialmente, la atención se centrará en las aplicaciones para barcos, yates y activos en alta mar, pero el proyecto podría extenderse potencialmente para incluir otras superficies desafiadas por problemas de bioincrustaciones.


"Este proyecto único está totalmente alineado con el enfoque continuo de AkzoNobel en la innovación", explicó Klaas Kruithof, Director de Tecnología de AkzoNobel. “En nuestra búsqueda no solo de proteger y colorear, sino también de funcionalizar superficies, buscamos activamente tecnologías complementarias y socios para innovar. En este caso, las capacidades y la tecnología combinadas de Royal Philips y AkzoNobel nos permitirán acelerar la realización de esta innovación transformadora, que tenemos la intención de comercializar inicialmente y considerar la concesión de licencias a terceros para su adopción a gran escala.



15 vistas0 comentarios